sábado, 7 de febrero de 2015

HECHICERO



¿Dime... que tiene tu mirada?
que desde que llegaste a mí,
me has robado hasta la calma,
desde ayer avizoro sigilosa tu ventana.

Y si no te encuentro,
mi alma se acongoja de tristeza.
anoche me ciñó el insomnio
y me encontró el alba pensando en ti.
¿Dime... quién eres?
que tan sólo en un instante fuiste capaz,
de penetrar hasta el fondo de mi alma.

¡Hechicero!
caballero misterioso de cabellos claros
de ti sólo sé...
que has salido de un mágico cuento de hadas.

Y aun así toda atolondrada
he disfrutado de la luz de la alborada
quizá nuevamente me encuentre enamorada
de ti mágico hechicero.

Has logrado con tu espada
sacar del corazón de un fantasma
que habitaba desde hace lunas
los espacios de mi alma.
¡Y a vuelto a sonreír la tarde!

Autora: Ma. Gloria Carreón Zapata.

SEDUCCIÓN




No permita que te atrape mi caballo alado,
atranca los luceros al terminar de leer y medita.

Date cuenta que soy poeta maldita.

Te tomo, me adentro en tu mirada aleluyada,
sin dejar de parpadear...
hundiéndote en el éxtasis del placer
te plasmo un beso en la boca
musitando unas palabras mágicas
en lo que disfrutamos 
del delicioso néctar de los dioses.

Para luego hundirme en lo profundo de tu alma
acariciarla suavemente y después...
de tajo arrancarte el corazón,
libando gota a gota que sangra por la herida.


En tanto en lo secreto nuestras ardorosas almas
desfilan de la mano a donde descansan los muertos,
rompiendo la gasa del dulce encuentro.
Y acompañados de un concento 
que se va alejando poco a poco,
partiremos los dos al mismo báratro
desnudos en carena.

Autora: Ma. Gloria Carreón Zapata

UN NUEVO AMANECER




El celaje encapotado ha zarpado y desde la cima contemplo el horizonte despejado.
Mi alma se inunda de promesas pincelando el regocijo de nuevas fantasías,
y a mi lado tú...
que sin temer a nada desvistes tu alma y me brindas ternura.
Sin pensarlo tomo tu mano me poso frente a ti y veo,
unos ojos cetrinos que hacen juego con el verde dehesa,
y delira mi mente al mirarme reflejada, y ciñéndome a ti,
¡me besas!
En lo que yo, apasionada saboreo el exquisito sabor de tus labios,
¡que delicia!
Te palpo, me tocas admitiendo, que es la fuerza del amor que nos fusiona.
Eufórico el viento se mece en un misterio en el atardecer que de soslayo grita.
¡Que locos!
En lo que tú y yo, seguimos contemplando la luna
afines los dos con la promesa de alcanzar un sueño,
abrazados a la brisa de un nuevo amanecer pincelado de esperanzas.

Autora: Ma Gloria Carreón Zapata.
2 de febrero de 2015 a la(s) 1:15

BAJO EL ENCANTO DE LA LUNA




Hoy el cielo cubre el día con sus cortinas diáfanas,
el capullo abrió los ojos silencioso divisando en la vidriera...
un balancín donde ha mecido entusiasmado sus sueños
abajo, un inmenso y colorido jardín
y al verde dehesa vio despierto besando el suelo.

Ahí la luz modifica su color tornasol
y nuestros besos tienen el sabor de la seducción,
satisfecha el alma agradece al señor Sol
haber encontrado en tus ojos mi corazón.

El bondadoso ruiseñor 
nos obsequia sus alegres trinos
y la alondra entreteje su cálido nido
como yo que día con día trenzo la ilusión
hilando y deshilando me quedé para siempre 
petrificada en tus aceitunados ojos.

Hoy el amor viaja directo al nirvana
en una diminuta chispa de la luna llena,
y tu nombre se quedó en mi boca
en lo que yo arrullo en silencio tu mirada clara
que bebe ansioso de mis virginales aguas.

Ma. Gloria Carreón Zapata.

¿QUIÉN ERES TÚ?




¿Quién eres tú, que al cerrar los ojos apareces frente a mi?
me tomas, me ciñes a tu cuerpo cubriendo el mío de carantoñas,
¿quién? que al sentirte mi cuerpo se estremece igual que ayer
cuando en otros brazos experimenté el placer de sentirme amada.

¿Quién eres tú que viola mi sosiego?
y con palabras suaves a mi oído logras que mi alma vibre de delirio,
en el momento que al posarte frente a mí, enmudezco y solo deseo amarte
olvidándome del ayer y en tus brazos deseo fenecer.

¿Quién eres tú que me rompe el pensamiento,
y me inspira a poetizar sin siquiera conocerle?
el que me dice en cada noche de luna que soy la reina de su existir
¿quién eres tú que al despertar te veo por doquier?

¿Quién? sino el amor que se a adueñado de este loco corazón,
y me dice en cada letra que me ama con fervor,
quien al caer la tarde me mira, me sueña, me ama y por mí a diario
su corazón suspira.
¿Quién eres tú?


Autora: Ma. Gloria Carreón Zapata.

ENTRE NUBES BLANCAS.

Navego atónita entre nubes blancas cubierta de ósculos dulces ternezas su boca recita palabras francas amo sus insuperables...