jueves, 13 de enero de 2011

NACÍ PARA ADORARTE


Para adorarte nací,
y me perdí en la bruma
de la noche oscura del silencio.

Silencio magistral
que derrumba mi voz al llamarte,
silencio sordo que no escucha mi lamento
 cuando desesperada te llamo.

Nací para quererte
y me perdí en el remolino del tiempo
tiempo que fueron siglos,
asì me parecieron.

El eco de tu voz
tintinea en mi cerebro
y me quedo quieta
esperando tu regreso.

y solo para escuchar esa voz
que me nombra cada instante
para decirme lo mucho que me ama
y yo para decirte que nací para adorarte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

MAMÁ

Torrente de ternura pilastra mi morada me mimas con dulzura divina madre amada Tus ojos y mirada tus manos tu sonrisa ...