sábado, 10 de enero de 2015

COMIENZA EL OTOÑO





Llegó la estación 
y veo las hojas ocre 
desprenderse de las ramas;
una a una es una flor,
la nostalgia invade mi rostro
y los recuerdos del ayer 
embalsaman mi memoria
perdiéndose en la hojarasca.

Escucho voces donde el día aparece,
que hacen eco en mi memoria
en jubiloso y armonioso canto.
¡Mamá mamá, cuando yo sea grande!
Y vuela el veranillo posándose lejos, 
cae el rocío al salir el sol.

Utopías cumplidas, 
avecillas que volaron de sueño 
en sueño lejos del nido
y triunfantes tejen anhelos primaverales,
igual que yo cuando volé del nidal.

Y hoy al llegar el otoño,
agradezco a mi Creador,
por tanta dicha inmerecida
y en lontananza una voz 
me grita nuevamente aleluyada,
¡Mamá, ha comenzado el otoño
y ha llegado masticando castañas!

Y el corazón se arrebola satisfecho,
bendiciendo a su avecilla 
que en águila se convirtió,
y elevó su vuelo,
ahora construye su nido 
y entrelaza sueños con la niebla
allá donde el ocre 
tiñe va tiñendo la vida de promesas.





Autora: Ma. Gloria Carreón Zapata.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

AUGURIO

Dulce melodía tu voz amor con la que me enamoras cada día tiempo que me observas con afición perderte nunca me resignaría. ...